- Discos -

ANGRY SAINTS, "Nothing New in the Human Zoo"

Angry Saints se creó en 2015 y ha estado rugiendo desde entonces. Una banda internacional, la mitad de sus miembros de la Alameda de Osuna (Madrid), y la otra mitad de Australia (Nueva Guinea) y el noroeste de Inglaterra, que interpreta un poderoso rock alternativo con muchos giros y vueltas en el camino. A veces primitivo y visceral, otras veces retorcido, pero siempre satisfactorio. Puedes ver rastros de Iggy Pop, The Cramps y The Doors.

Angry Saints habla en sus canciones de amor, drogas, autos, cerveza, miedo, todo en un contexto de paisajes oníricos: el mar, el desierto, los sueños y las pesadillas;  apocalipsis  a tu elección.

El álbum arranca  con una introducción  de batería inspirada en el krautrock.  Swan Song. Lleno de espacio y matices y  luego ruido. Algo está mal, escuchamos repetida y cada vez más desesperadamente en el coro: la historia se está regurgitando a sí misma.

Fugitive Kind, cuyo título es un guiño a una historia de Tennessee Williams, habla sobre cavar un agujero en la tecnología y dormir en ella. Tampoco es la única referencia cinematográfica y literaria en el álbum. Satan's In Your Neighborhood  nos conduce hasta los temas de pesadilla de JG Ballard y The Zabriskie Blast debe su titulo a la explosión surrealista con la que finaliza la película de Antonioni: todo es rugido, fracaso, hacinamiento, aplastamiento, poder y  necesidad.

La banda se abre a los telepredicadores en Hyena cuando nos imploran: No, no, no, no creáis en la Esperanza. Stuck Inside es un punk thrash sobre la alienación. Hay Plains es más una historia de carretera psycobilly: llano y ardiente, el cielo y la  tierra divididos,  entorno perfecto para una ruptura.

Ship Of Fever se mueve como la marea con su compás de 6/8 - un oscuro cuento sobre una colonia, un barco, una enfermedad, un gobernador, una solución que fluye y fluye y se desarrolla a través de una canción de sirena hasta un final lleno de emoción.

Mother Jones, una canción de los pantanos en la que aparece el Lap Steel, es quizás el faro de esperanza más brillante en todo el álbum. Es un homenaje a  Wobbly, la  sindicalista favorita de todos, Mary Harris J.(Mother Jones).

El álbum termina con Water Bear, que va creciendo  desde  una guitarra hipnótica a un estribillo explosivo y un más allá. Parece querer decirnos: no te olvides de respirar. Y finalmente, después del viaje en la montaña rusa de “nada nuevo en el zoo humano”, solo queda respirar hondo y volver a oír el disco.

  • bannercomidaparapezes
  • BannerRocket
  • bannerzas
  • banner el tridente nov17 rockypunkto
  • bannerkerman
  • banner violeta 250x250

Este sitio utiliza cookies para mejorar tu experiencia de navegación. Política de Cookies